Linea Oeste

Susana Boragno en el homenaje a Jorge Luis Borges en Grecia

13/12/2016
Susana Boragno en el homenaje a Jorge Luis Borges en Grecia

La historiadora, vecina del barrio de Versalles y colaboradora de nuestro medio,  Susana Boragno fue invitada al Congreso sobre el escritor Jorge Luis Borges   que se realizó en Grecia, para contar esta interesante experiencia, la historiadora realizó una crónica en la que  nos cuenta  sus vivencias allí:
Los días 4 y 5 de noviembre de 2016 se realizó en Atenas un homenaje al escritor que tanto nos representa en el mundo entero. Fue en un ámbito muy cordial,  los señores  Sotiris Nikolopoulos y Konstantia Nikolopoulou, editores de la Librería Española fueron los  organizadores del encuentro.
El primer día,    al entrar a la sala, se pudo escuchar la Milonga Jacinto Chiclana, cuya letra es del escritor   y emocionó mucho a los presentes especialmente a los argentinos.  El acto comenzó con la llegada de Maria Kodama, viuda de Borges. El Sr. Sotiris dirigió unas palabras, también  Dimitri Droso, profesor  de la Facultad de Filosofía de la Universidad Nacional de Grecia. Le siguió la embajadora argentina en Grecia, Carolina Perez Colman. Habló la Directora de Museos de Europa, Lila de Chaves, le sucedió Victor Andresco  Director del Instituto Cervantes quien manifestó que el Instituto sino se llamara Cervantes debiera llamarse Jorge Luis Borges.
Se leyeron cartas de adhesión del Ministro de Cultura de Argentina, Pablo Avelluto y del Intendente de Atenas. Seguidamente habló María Kodama quien agradeció este homenaje que ayuda a  hacer sentir que Borges está vivo.
Las ponencias se daban en el idioma del expositor. La primera fue de Dimitris Kalokyris, poeta y traductor de Borges al griego. Su tema fue “Borges poeta en blanco”. La segunda fue “Borges, Francia y el arte de narrar” por un profesor de literatura hispanoamericana de la Universidad de Toulouse, Francia, Jean Andreu Liberto quien  recordó que cuando estuvo en la Argentina, visitó a Borges en la Biblioteca Nacional de la calle Méjico 564. Al final de la visita, lo acompañó hasta la puerta y le recomendó que usara la escalera porque “era un invento completo, que siempre funcionaba, no como el ascensor”. Dijo que Borges tuvo más influencia británica que francesa en su escritura. Recordó a Victoria Ocampo, quien invitaba personalidades importantes para que dieran conferencias en su casona de San Isidro, donde concurría Borges y donde se nutrían de los escritores célebres del mundo. Nombró varios hombres franceses selectos que habían concurrido. Borges entró en la novela francesa a través de la conocida editorial Gallimard,  la que  le tradujo sus obras y  esto favoreció para que luego se publicaran en otros idiomas. Recordó que en 1949 llega a Sudamérica Alberto Camus, quien realizó  un viaje por Brasil, Chile, Uruguay, aunque en nuestro   país no quiso dar conferencias,  por el abuso de autoridad del gobierno nacional de turno que también había prohibido a sus obras. Nombró a Paul Groussac, quien había nacido en Toulouse y había llegado a la Argentina en una inmigración masiva y que fue también Director de la Biblioteca Nacional. También evocó a Carlos Gardel, Julio Verne y Cortázar. Contó que admiraba a Borges, no lo idolatraba, destacó su técnica narrativa: “las cosas que dice sin decir”. Contó que la  admiración de los franceses por Borges no fue correspondida y a quienes criticó. Le gustó más la literatura británica. El orador conocía los temas argentinos. Contó que los negros desaparecieron en las batallas argentinas contra los españoles. Fue una ponencia muy interesante, en la que se pudo apreciar que sabía  de la historia de nuestro país y de Borges. 
Después de la pausa del mediodía Claudia Capel, poeta, traductora literaria se refirió a  las revistas creadas por el escritor : La forja del poeta,  Prisma y Proa, la expositora  es argentina, vive en Sevilla y es la  curadora de una muestra de Borges en Sevilla  que recorrerá toda España. Habló del Borges poeta y contó que su papá quien tenía una importante biblioteca, le dio libertad de elegir sus lecturas, le aconsejó que no continuara con aquellas no le interesaran   o que no entendiera. Se refirió a la revista Prisma (1921),  una revista mural,  en formato de afiche que salían  a pegar con brocha y engrudo en las paredes de algunas calles. Era una hoja con 6 a 8 poemas con grabados de la  hermana de Borges , Norah y  no tenía intermediarios. En cuanto a La revista Proa, contó que careció de recursos para editarla, pero se imprimió  para que no sea invisible y  que Borges hizo todo lo posible  para que llegue a los lectores. Ambas publicaciones tuvieron muy corta vida. Dice la oradora: “la tarea del poeta es continua, recibe en cualquier momento esa revelación, trabaja hasta cuando sueña, es solitaria…” y sobre su impresionante cultura dijo “solo una persona que sabe  tanto puede escribir tanto y tan bueno”.
El orador que siguió fue  Marco Breuer, argentino, que vive en Atenas. Filósofo y escritor. Habló de “Borges y su interés por la filosofía y el uso de las teorías filosóficas en su obra literaria”. Destacó el interés por la mitología griega y el amor por la sabiduría. Dijo que Borges decía “yo he vuelto a contar viejas historias, siempre volvemos a contar la misma historia de siempre”.
Achilleas Kyriakidis, traductor de Borges disertó en griego: “Borges y la ficción de la vacilación”.
-El sábado 5 de noviembre comenzó la jornada con mi participación , Borges a 30 años. Hablé y mostré a Borges en Buenos Aires en un power-point con fotos. Su lugar de nacimiento, donde fue bautizado en la Iglesia de San Nicolás,en donde hoy está el Obelisco, su familia, abuelos, padres, hermana. Su amigo Bioy Casares, sus paseos por la ciudad, el arroyo Maldonado, recordé los homenajes que recibió en varios lugares del mundo. Su última morada, sus dichos, ocurrencias.
Bernat Castany Prado, de la Universidad de Barcelona es un estudioso de la obra de Borges quien lo comparó con los libertinos eruditos. Habló de bibliotecas importantes de Europa y de autores también muy importantes como, Montagne que tuvo mucha influencia sobre su obra, no así Quevedo. Dijo que Borges será el que más asimiló a Montagne, libertino por excelencia. Seguidamente Cristina Tsardikos, presidente de la Asociación Cultural Helénica Nostos de Argentina: Borges y Grecia.  comparó los laberintos de Borges y Kazantzakis, importante escritor griego autor de la obra Zorba el Griego. Vicente Cervera Salinas poeta y ensayista español. Su tesis doctoral versó sobre la clave lírica del Borges. Actualmente es profesor en la Universidad de Murcia. Se refirió a la obra “El Hacedor” de Borges de 1960 y  dijo  que es un libro central en el escritor.  Lo escribió cuando ya había pasado  su etapa porteña y hay presencia y  una dedicatoria a Lugones a quien Borges criticó mucho, luego lo aprobaría aunque para ese entonces Lugones  ya  no vivía. El Hacedor surge por la formación literaria de varias lecturas de autores japoneses, daneses, británicos, etc. 
También expuso Rafael Flores Montenegro  un argentino que hace 30 años vive en España. Es escritor y productor radial. Su tema fue muy ameno y se refirió a  Borges como escritor de algunos tangos y milongas, sobre el tango dijo “ El tango era en ese entonces  una música creada por los orilleros, inmigrantes criollos, gauchos, desensillados, chusmas, que se divertían a su manera,  pero eran  despreciados por los patricios. Lo hacían por carencia, por ausencia, necesitaban un espejo para mirarse, habían dejado todo, familia, costumbres y estaban en un inmenso territorio, necesitaban algo para distraerse. El tango es una danza que abrazaba el hombre y la mujer e inventaron una coreografía. En una época que en Buenos Aires había más inmigrantes que nativos, habló de los burdeles, de la música del organito, del  paisaje del barrio de Palermo que apasionaba a Borges. Los orilleros se divertían y los patricios iban a escuchar esa música y a aprender a bailarla. Luego la danza va a París. Borges escuchó estos relatos en los bodegones. Habló del gaucho, del comercio de granos y de carnes, de los torrentes de inmigrantes que llegaban para trabajar, así el  tango nació  de la orfandad. Serán válidas las tradiciones judías, alemanas, griegas, inglesas. Borges es el orillero en la cultura universal, él toma lo que le interesa, siente felicidad en las orillas, ya que está vacía de tradición. Borges piensa que los gauchos tienen lo suyo con el Martín Fierro.  A Borges le gusta esa música, hay un poeta, Evaristo Carriego que ha empezado a contarlo: el compadrito, la costurerita de la  zona fronteriza, del suburbio. Borges valora el tango, la milonga que  alegra las calles. En 1910 empiezan los cabarets en el centro, tienen  estética francesa. Se graba el disco que multiplica la difusión, es la música escrita que se guarda en el pentagrama y que tiene algunas letrillas  que Borges las aprende, las canta. En 1917 el tango tiene letra y puede ser cantado. Carlos Gardel dice que el tango es llorón y melancólico. Borges rechazó su manera de cantar.  Flores dijo   hay que mirar toda la obra completa del tango,  hay 50.000 tangos, 20.000 grabados y que si no se consultan las letras de tango no se comprende el espíritu de la Ciudad. Habla de la incursión del bandoneón que fue creado en Alemania para música de las iglesias. Recordó a los bandoneonístas Troilo, Basso, Piro. Contó que en Atenas está lleno de tanguerías y milongas y que  se baila con la música de 1940.
Jorge Monteleone, escritor argentino, profesor en Filosofía y Letras, crítico literario y traductor. Habló del idioma de los argentinos. Contó que le fue fácil ubicar al escritor cuando el estudiaba y que lo frecuentó varias veces en su casa… lo vi atravesado por la literatura, tenía una profunda bondad. Se refirió al Poema Mítico de Buenos Aires, al coraje para enfrentar el duelo, contó de la biblioteca personal, que era un caminante urbano y por los arrabales, observaba los almacenes, las calles, los conventillos, los escritos en los carros, los arquetipos de lo oral como el truco. Borges contaba  que los Acevedos tenían linaje criollo…y  el padre linaje europeo, hablaba del relato de Julio Cesar con el Martín Fierro , del Facundo de Sarmiento.  “Rosas regresa con Perón, el eterno regreso, como algo cíclico, el conflicto nunca se resuelve…”.
La última disertación fue  de Julián Ezquerra Profesor en filosofía y Letras quien habló de Borges y la literatura inglesa. Desarrolló el tema de la Metáfora.
Finalizando el Congreso se escuchó la voz de Borges, se leyó una carta escrita por María Kodama al año de su fallecimiento y  cerró el acto.
Fue un placer emocional estar presente en este Congreso-homenaje y también participar en el mismo. Se puede ver lo importante que es Borges en el mundo, los argentinos no sabemos el nivel internacional del escritor, lo que lo han estudiado y lo siguen estudiando, lo podemos comprobar por las ponencias presentadas. En lo particular presenté un trabajo sobre Borges ubicándolo en la Ciudad. Lo acompañé con fotos. Me pareció que no había gustado dado el nivel de las otras presentaciones. El sábado a la noche la embajada argentina y los organizadores nos ofrecieron un cóctel en un importante hotel. Fue en ese momento que se acercaron para felicitarme por mi trabajo, por la forma de presentar a Borges, dado que conocen su obra pero no conocen las imágenes del escritor,  de bebé, de niño, de joven, caminando por la ciudad, etc. Me sentí muy reconfortada por tantos saludos aprobatorios. Los griegos estudian el español para leer y entender a Borges.  Cómo nos quieren los griegos, el cariño que sienten al saber que soy de Argentina. Muchos han venido a Bs. As. y dicen es una ciudad maravillosa. Les encanta nuestro país. Saben de tango, lo bailan, somos bastantes parecidos a ellos.
Los organizadores, Sotiris y Dina me invitaron a que conozca su librería. Vi muchas publicaciones del país, el libro de Astor Piazzola traducido al griego. Me pidieron si les podía conseguir una biografía de San Martín para traducirla.  Me manifestaron que les agradó mucho mi exposición, que todos la pudieron entender perfectamente. Me pidieron que les enviara mis artículos del Diario La Nación y otros que van a publicarme un libro, escrito de un lado en español y del otro en griego (testo in fronte) ya que hay mucha avidez por leer temas nuestros, mientras también aprenden el idioma que tanto les gusta. Me invitaron a cenar y pasé un momento muy agradable. Que más puedo contar de esta experiencia inolvidable e inesperada.
Me llevé un buen recuerdo y agradecimiento de una artista plástica uruguaya y profesora de español, Estela Mary Carballo, que me hizo muy llevadera mi estadía una vez finalizado el Congreso. Siempre hay una hada buena que te pregunta si necesitas algo, te acompaña a tomar un cafecito en una ciudad tan atractiva como Atenas.


Susana Haydee Boragno.  
susanaboragno@fibertel.com.ar


Publicidad

  • Av. Rivadavia 10950
    4641-7000
Es el Visitante N°: 12301

Contáctenos

Correo electrónicos:

lineaoeste@yahoo.com.ar

Redes Sociales

Síguenos en: